Ordia se juega con un dedo mientras el ojo te controla a ti 👆

Lo decimos muchas veces y pareceremos demasiado pesados pero es cierto: el panorama móvil es de los que más y mejores ideas plantean con cada nuevo lanzamiento. Seguramente que el hecho de controlar los juegos con los dedos hace que se abran muchas alternativas que en las consolas tradicionales hacen imposible la llegada de títulos como Ordia.

Aunque no es una novedad rabiosa, rabiosa, Ordia aterrizó en la App Store de iOS y en la Play Store de Android el pasado mes de mayo a un precio de 4,49 euros aunque, por el camino, se ha llevado ya algunos premios importantes: los Apple Design Award y el de la Google Play Indie Showcase.

Ordia para iOS y Android.

La maravilla de este Ordia es que puede jugarse con un solo dedo y es muy sencillo: manejamos a un ojo que debe ascender por los mapas evitando los enemigos y peligros que acechan. Y para hacerlo solo hay que impulsarle hacia arriba (tirando hacia atrás como con un tirachinas) mientras buscamos zonas de agarre. Como siempre, la dificultad irá in crescendo e irán apareciendo nuevas superficies de rebote, otras móviles que nos permiten alcanzar zonas ocultas e incluso objetos que nos darán bonus al concluir los niveles.

Gráficamente es muy simpático y recuerda mucho a los maravillosos Patapon de PSP del año 2007 (y sus continuaciones): figuras muy definidas y con colores planos, sin texturas, con movimientos muy, muy suaves. Así que estáis avisados: Ordia puede ser una buena opción para pasar este verano jugando en cualquier sitio con vuestro móvil.

A %d blogueros les gusta esto: